Iglesias en Huancavelica, gran legado eclesial

La sierra peruana es un fiel ejemplo de la devoción católica en Latinoamérica, no sólo por la cantidad de costumbres que los españoles trajeron de su distante Europa, sino también por el rico y variado número de iglesias que fundaron en los cimientos del suelo huancavelicano que, además, resguardan grandes historias y exquisitez en sus salones.

huancavelica3

Iglesia de San Sebastián

Así, tenemos la Catedral de Huancavelica, con sus albas torres y una notable portada rojiza de piedra tallada. El altar mayor, desde el cual se puede observar la misa , y el púlpito tallado, hacen de aquella un gran objetivo para los visitantes.

En la plaza Ramón Castilla, se ubica la primera iglesia que se construyó aquí: la de Santa Ana. Su sencilla fachada y los interiores con altares y frescos del estilo barroco colonial son verdaderamente elegantes; asimismo, la Virgen Dolorosa, santa con varios devotos de la zona, posee un recinto dedicado a ella, en la Iglesia de Santo Domingo, la cual data de 1622 y posee uno de los tallados sobre piedra rojiza más finos de su estilo.

La navidad graficada en cuadros la podemos apreciar en la Iglesia de San Cristóbal, con la niñez de Jesús representada en cada uno de ellos, y también un órgano del siglo XVIII; si desea seguir la procesión de la tradicional Fiesta de las cruces huancavelicana, en la Iglesia de la Ascensión podrá seguir de cerca aquella memorable caminata.