Encuentros cercanos en Markahuasi

Zona de avistamientos

Zona de avistamientos

Una estudiante universitaria que realizaba investigaciones sobre las formas de las rocas, tomó varias fotos, detectándose, en una de ellas, la presencia de un ser con figura humanoide de color celeste luminoso, la cabeza anaranjada y brazos alargados.

El suceso causó más revuelo al comprobarse que las fotos no habían sido trucadas y que resultaría prácticamente imposible a una persona sin un sofisticado equipo, ascender a la cúspide de la roca fotografiada, la cual tiene un alto de 60 metros.

La noticia dio la vuelta al mundo y atrajo la atención de numerosos ufólogos que vinieron a investigar el echo. Para todos los interesados o curiosos, siguen organizándose grupos de personas que con relativa periodicidad suben la Meseta con el único fin de lograr contactar con seres de otro planeta. Muchos visitantes, nacionales y extranjeros, han coincidido en la intensa energía que absorbe el lugar, convirtiéndolo en escenario idóneo de experiencias sobre naturales.