El virreinato del Perú

El virreinato del Perú fue una administración territorial de este país por parte de la corona española, entre los siglos XVI y XIX. En sus inicios, comprendía gran parte de América del Sur, incluso abarcaba áreas que actualmente son parte de Chile y Bolivia.

Asimismo, a principios del siglo XIX, era considerado como el más importante de la monarquía española, debido a que era una de sus fuentes más importantes de riqueza (sobre todo por el oro y la plata). No obstante, luego se convertiría en la última esperanza americana de independencia del poder español, donde la figura del general argentino José de San Martín cobró vital importancia; de hecho, él establecería la República del Perú.

Durante esta época, la cultura y el arte estaban enfocados en lo religioso, por lo que no es casualidad encontrar en Lima, la capital peruana, notables templos eclesiásticos que albergan célebres pinturas y esculturas realizadas por diversos artistas europeos.